El Rincón del Pensamiento

Los Huesos que Susurran Historias


Captura de pantalla 2014-05-13 a la(s) 16.04.46

Olduvai Gorge o Oldupai Gorge (Tanzania)

Allá por 2006, fue presentado un proyecto muy ambicioso con el que científicos españoles en el campo de la arqueología esperaban poder encontrar en Tanzania, concretamente a la Gargata de Olduvai, las piezas que aún faltan de nuestro pasado.

La idea no sólo partía de forma científica, querían además que toda esta zona de África comprendiera que poseen un gigantesco tesoro. Que es uno de los más importantes del planeta, y que ya era hora de que el lugar que vio andar a los primeros humanos, fuera colocado en su lugar por algo más que los libros de texto. Y que su gente, sus moradores hoy día, tuvieran la oportunidad de participar en ello.

Reconstrucción de homínidos en Olduvai

Reconstrucción de homínidos en Olduvai

Así nació el Proyecto Olduvai, comenzando por conseguir fondos con la una idea clara de lo que se querían. Y así fue como llegaron a la zona un grupo de aventureros españoles, que con sus conocimientos, sus ganas y casi con lo puesto, han intentado sacar de la tierra, los restos de homínidos que forman parte de nosotros mismos hace millones de años.

En el parque Nacional de Ngorongoro, en Tanzania, se detuvo el tiempo hace millones de años. Hoy día, pastores masais habitan la zona, respetando por encima de todo su forma de vida, sus costumbres y su conexión con el entorno que les rodea. Igual que hiciera el género Homo, cuando caminaba erguido en aquella misma zona.

Una vez el grupo de españoles alcanzó el lugar, han luchado contra viento y marea para conseguir obtener más datos del sitio que ya fuera pisado por la arqueóloga Mary Leakey en los años 40. Ella fue la pionera, junto con su marido, y posteriormente sus hijos, los que han buscando restos del paso de los antepasados del hombre, rellenando huecos que aún están esperando ser completados.

A día de hoy, el arqueólogo madrileño Manuel Dominguez-Rodrigo es el director del Proyecto Paleontológico y Paleoecológico en la Garganta. Llegó aquí casi con lo puesto, y con el dinero justo conseguido casi milagrosamente, y por desgracia a día de hoy, ha tenido que buscar la forma de excavar, y seguir adelante con los trabajos ya empezados casi sin ninguna ayuda.

Estación Científica construido con materiales totalmente ecológicos y sostenibles.

Estación Científica construido con materiales totalmente ecológicos y sostenibles.

El proyecto español en la Garganta de Olduvai tenía previsto no sólo excavar, sino además tratar de conseguir levantar un museo en la zona, fomentar el turismo, implicar a los habitantes de hoy día, los masais en el proyecto, crear una estación científica fija que permita a todo aquel que llegue a la zona poder trabajar in situ, y todo esto sin romper ecológicamente la zona.
En 2010, el proyecto comenzó a tener problemas. El escaso apoyo económico que recibían fue denegado, la estación de investigación ya construida en Olduvai se quedaba sin mantenimiento, todo lo que se había avanzado se quedaba en el aire, y tras casi dos años de trabajo continuo en el continente, el grupo de investigación veía como científicos americanos con más recursos optaban a arrebatarles todo aquello que tanto les había costado conseguir. Si no hacían algo, si no lo impedían su idea pasaría a otras manos, cuando habían sido fondos españoles y esfuerzo español en colaboración con el tanzano, el que había comenzado todo aquello.

Era increíble que la financiación de 300.000 euros volara y la Comunidad de Madrid, optará por girar la cabeza aludiendo la crisis del país, cuando todos sabemos el derroche en absurdeces que se hacen. Nadie discute las necesidades del país, pero si las ayudas a la ciencia en general, sean del tipo que sean, se deniegan… ¿a dónde iremos a parar?
Llevamos siglos viendo como científicos españoles descubridores de diferentes ramas, literalmente han tenido que salir del país, porque aquí nadie apoya sus causas. El retroceso y el avance queda en un rincón mientras se gasta dinero a mansalva en cosas que con absoluta seguridad son prescindibles.

De una forma u otra, si el proyecto se quería seguir manteniendo, se tuvo que buscar otro método, y de momento se ha conseguido. Y lo más gracioso, es que los que debieron apoyar, ahora aplauden aunque aún no demasiado alto.

Zona de excavación por parte de científicos españoles.

Zona de excavación por parte de científicos españoles.

La idea era demasiado buena para dejar que el boicot por parte de la Universidad de Rutgers, y las precarias condiciones de trabajo les echaran atrás. Saber más sobre de dónde venimos, puede con todo. Ya daba igual dormir en el duro suelo, soportar el racionamiento de agua que se ha de traer de fuera y por tanto, no se puede desperdiciar, las duchas cada dos días, comidas justas, la luz escasa dada por dos células fotovoltaicas que no dan más que para dos bombillas. Lo que sea por poder trabajar en la conocida ya como Cuna de la Humanidad. Todo un privilegio.

En 2010 se cumplieron 4 años de trabajos en la zona. Se trabajaban en cuatro yacimientos distintos. Se realizaban excavaciones y a la vez un estudio geológico. En total 16 españoles, cinco norteamericanos, y 20 tanzanos buscan huellas en la zona.
No ha sido hasta el 2012 cuando la Comunidad de Madrid se implicó de nuevo, dando cierto margen a mejorar en la zona. Previsiones de que esto podía cambiar, hizo que ahorraran al máximo, y menos mal porque tras ser aceptada la propuesta, Cristobal Montoro la denegó después, recibiendo apoyo de la Universidad Complutense, y del Museo Arqueológico de Madrid que sí parecían dispuestos a ayudar.

En julio de 2013, se puso en marcha de nuevo la expedición. Un equipo esta vez de 33 personas, 21 de las cuales son españolas han puesto su dinero para los billetes de avión y los permisos de excavación ahorrando así al máximo los 15.000 euros que han conseguido mantener y sólo con eso han de apañarse toda la campaña.

Se ha excavado en una zona nueva datada en 1,8 millones de años. A sólo 500 metros de donde excavó Mary Leakey se localizaron restos de Paranthropus boisei, y se localizaba otras partes de homínidos que han sido bautizadas como “Cascanueces” y que convivió con el Homo ergaster, nuestro antepasado más directo.

Desde 2006 a hoy, las cosas han cambiado poco. Los americanos, que hasta ahora no habían permitido a nadie excavar en la zona, han tenido que hacer hueco a los españoles de mala gana. La sede de los americanos se localiza exactamente donde Mary Leakey tenía su campamento y la guerra científica sigue abierta. Ellos cuentan con medios, los españoles más bien los justos. Mientras los americanos apoyan a los primeros humanos como carroñeros, los españoles tratan de encontrar pruebas de que

Craneo y mandíbula de un Zinjanthropus boisei , descubierto por Mary Leakey en 1959

Cráneo y mandíbula de un Zinjanthropus boisei , descubierto por Mary Leakey en 1959

cazaban, y para ello han intentado poner pruebas con los hallazgos por lo que el Homo rudolfensis, cazaba piezas de hasta mil kilos y que un evolucionado Homo ergaster incluso conseguía piezas mayores. El español, opta por plantar la investigación de cero, y hacerlo a gran escala, no como plantean los americanos, en pequeños trozos y sobre lo que ya tienen como verdadero.

Fue en 2010 cuando se abrió el portal de internet sobre el Proyecto Olduvai, que en ese momento se hizo sólo en ese idioma aunque la idea surgió en España, porque en ese momento no había presupuesto para traducirlo. Triste pero cierto… A día de hoy el Proyecto por fin está en ambos idiomas (http://www.civesmundi.es/olduvai/) siendo el español, el principal idioma, como siempre debió ser.

Se creó además un Instituto de Evolución en África (IDEA) proyecto también español en la zona, al que más tarde se unió el director del Museo Arqueológico de Madrid.

Dado que el dinero puesto desde entonces ha salido literalmente del bolsillo de cada arqueólogo, en la campaña 2013-2014 se han tenido que buscar otras formas de financiación. Para empezar se han planteado cursos, que aún siendo caros, van a poder echar una mano a éste proyecto. La propia web del proyecto a través de civesmundi la ONG

Manuel Dominguez y Enrique Baquenado excavando en Olduvai Gorge

Manuel Dominguez-Rodrigo y Enrique Baquenado excavando en Olduvai Gorge

que lleva ayuda a regiones menos favorecidas del planeta, les ha ayudado a no dejar que el proyecto decaiga.

Alumnos estadounidenses financiaran al proyecto con los cursos que se impartirán, dado que el Ministerio de Hacienda español boicoteó la subvención que ya tenían preasignada. Se ha tenido que llegar a acuerdos con la Universidad de Carolina del Norte (Estados Unidos) para crear allí una escuela de campo destinada a sus alumnos. La universidad enviará a quince alumnos a cambio de 5.000 dólares, podrán excavar allí y conseguir créditos para dos asignaturas… algo que los españoles no verán, por supuesto.

El Ministerio de Hacienda dejó en la estacada a las universidades españolas… y también éste proyecto. Alumnos extranjeros aprenderán con profesores españoles en el lugar donde el hombre se puso en pie como hombre, en vez de hacerlo estudiantes españoles, que sería lo más lógico.

Se intentará volver a pedir dinero al Ministerio de Cultura, pero no esperan obtenerlo. Aunque se han publicado al menos cuarenta artículos importantísimos de todo lo que se ha descubierto en la zona.

El Proyecto Olduvai consiguió permiso para sacar reproducciones y originales de 200 piezas del Museo Nacional de Tanzania, donde se acumula todo lo descubierto hasta ahora en la Garganta de Olduvai. Muchas de esas piezas han sido encontradas por nuestros arqueólogos, y la forma que el país tanzano tiene de recompensarnos el esfuerzo que hemos puesto en el proyecto y en ellos, ahora es recompensando. Se ha creado una espléndida exposición para poder ser visitada por los ciudadanos de a pie, y que puede ser visitada desde febrero de 2014 hasta julio de 2014.

La exposición ha sido financiada entre el Arqueológico de Madrid y el Museo de la evolución Humana de Burgos, colaborando además el Instituto de Evolución en África (IDEA). Y justamente es el Museo Arqueológico Regional de Madrid, que se encuentra en Alcalá de Henares, quien muestra éste contenido de forma temporal dado que estará solamente hasta el 6 de Julio de 2014. Toda la exposición cuenta con recursos museográficos actualizados, y se han recreado réplicas en moldes y escáneres en 3D. Además cuenta con piezas originales de restos de útiles, así como de huesos de animales hoy ya extintos encontrados en la zona.

Restos de huesos de animales ya extintos, hasta ahora jamás expuestos en ningún museo, utensilios originales de piedra explicados para entender como estos antiguos moradores de la zona aprovechaban los recursos y el medio que les rodeaba. Una réplica de las famosas huellas de Laetoli, que hicieron que la casualidad nos diera hoy mucha información al respecto.

La llamada “Joya de la Corona” por los investigadores y científicos son los restos de un homínido datado hace 1,26 millones de años y que fue descubierto durante las excavaciones realizadas en Olduvai en 2010.

La entrada a la exposición es gratuita, y es una forma de acercarnos a los restos que los arqueólogos, paleontólogos, biólogos, geólogos, paleobotánicos, tafónomos, restauradores y químicos orgánicos a las órdenes de Dominguez-Rodrigo y Baquedano, han sacado con sus propias manos del lugar al que hoy se considera la Cuna de la Humanidad.

Si no quieres perdértela, aún hay tiempo. Se puede mirar más información en la web del propio Museo en este link. El museo abre todos los días de la semana salvo el lunes, y el domingo por la tarde. La Cuna de la Humanidad, está un poco más cerca para todos.

Cráneo de Homínido que preside la Exposición del Museo Regional de la Comunidad de Madrid en Alcalá de Henarés.

Cráneo de Homínido que preside la Exposición del Museo Regional de la Comunidad de Madrid en Alcalá de Henares.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s