El Rincón del Pensamiento

Entradas etiquetadas como “Cine Clásico

El Coloso en Llamas


En 1974 Paul Newman y Steve McQueen trataban de salvar a los inquilinos del edificio más alto de San Francisco que se había construído hasta ese momento. Dos de las grandes productoras se unieron para ofrecer todo un clásico del cine de catástrofes -un género que se popularizó enormemente en los años setenta. Fue la segunda película más taquillera del año 1975, tras “Tiburón” (“Jaws”)- y, en cuanto a premios, consiguió 3 Oscar “menores”, aunque tuvo 8 nominaciones, incluyendo el de mejor película.

Se organiza una fiesta con numerosos invitados en la sala de baile situada en la planta más alta del edificio recien construído y el más alto del mundo en ese momento. Antes de la celebración, el promotor del rascacielos (William Holden) se entera de que su yerno (Richard Chamberlain) ha hecho modificaciones importantes en detalles técnicos del edificio sin contar con nadie. Cuando la fiesta ya ha comenzado, un cortocircuito en la instalación eléctrica de uno de los pisos, hace que se origine un incendio que se propaga rápidamente a los pisos superiores. En un edificio tan alto los bomberos no pueden controlar un fuego de esa magnitud (comienzan a tener problemas a partir del piso séptimo), por lo que intentan evacuar a los invitados de la fiesta de todas las maneras posibles. El jefe de bomberos (Steve McQueen) dirige las operaciones y está en contacto con el arquitecto del edificio (Paul Newman), quien le explica las características del rascacielos tratando así por todos los medios de sacar a los supervivientes de la enorme ratonera. Ante una situación cada vez más desesperada, el arquitecto tiene una idea que tal vez resulte, lanzar un cable desde el edificio más cercano y sacar a la gente desde el rascacielos al otro edificio dado que es imposible bajarlas desde el piso 138. Cuando ven que esto tampoco va a ayudar ya debido a que se les acaba el tiempo, optan por volar en mil pedazos los enormes tanques de agua en la azotea y tratar de apagar el descomunal incendio.

Fred Astaire, Faye Dunaway y Jennifer Jones forman parte también del elenco de reparto de estrellas de un film que quedará siempre en el recuerdo como de esos grandes que ha habido en el cine sobre catástrofes.

Sencillamente inprescindible. Vista así te dices que eso es imposible que ocurra. Luego la realidad supera la ficción: La Torre Windsor de Madrid es el ejemplo más parecido… Lo que un incendio puede aunque en diferentes circunstancias: El World Trade Center de Nueva York. Mejor, que sea todo ello en el cine.

Cita: “Que todo lo que supera nuestra imaginación en cosas malas quede para la gran pantalla

Anuncios

Octopussy… Siempre 007


007 con Roger Moore

007 con Roger Moore007 con Roger Moore

007 con Licencia para Matar. El agente 009 compañero de James Bond es asesinado en Berlin pero antes deja una pista: un huevo de orfebrería. La pieza es una falsificación y siguiendo esta pista 007 acaba llegando a la India y conociendo a Octopussy, hermosa y millonaria, implicada junto a un general ruso en una conspiración nuclear.

Aunque no es una de las mejores películas de Bond, es entretenida. Los efectos especiales usados para un año 1983 son buenos, y la esencia de Bond nunca tiene precio. Aunque a veces se hace larga y lenta, Bond… es simplemente Bond.

Cita: “Tú eres la noche, y la eternidad


Let’s Make Love…


Imagen tomada del blog The Trouble With Marilyn...

Imagen tomada del blog "The Trouble With Marilyn..."

La belleza es algo más que ella. Por algo era más que un icono, quizás por ello, murió antes de lo previsto para sencillamente, ser inmortal.

Norma Jean Morteson siempre será la dulce Jean, aunque su nombre saltara al estrellato como Marilyn. Aprendió lo sola que se podía estar aún teniendo gente a tu alrededor, aunque fuera la más importante del planeta.

En “Cómo casarse con un millonario”, la joven Amanda volcada por completo en su carrera como artista, conoce a un hombre que al verla por primera vez se enamora perdidamente de ella y hace todo lo posible por atraer su atención aunque la obra que interpreta le ridiculiza. Por desgracia, el hombre, multimillonario, la miente desde el principio temiendo que al saber su verdadera identidad le rechace por lo que es.

Como suele ocurrir en Hollywood, los sueños se hacen realidad. Maravillosa en My Heart Belongs to Daddy que será una de las canciones por las que Marilyn siempre será recordada.

Cita: “La carrera se hace en público, el talento en la vida privada


Fanny Face… Eternal


Audrey Hepburn

Audrey Hepburn

Eterna, tanto como París, la ciudad de la luz. Fred Astaire se une a Audrey en este musical que obtuvo cuatro nominaciones a premios de la Academia. Cuenta la historia de una joven librera que pasa desapercibida hasta que un día, un grupo de periodistas de una prestigiosa revista de moda, entran  en la tienda donde trabaja para hacer unas fotos a una modelo. En ese momento, la joven es descubierta y aunque a ella no le interesa nada la moda, el poder viajar a Paris y conocer a uno de sus filósofos favoritos le hace cambiar de opinión.

Sencilla y preciosa, se muestra como el sueño de una joven se hace realidad, incluido encontrar el amor de su vida. “He loves and She loves” y “I Loves Your Fanny Face” hacen de este clásico algo único. La joven muchacha pasa a ser un icono de mujer americana y será en Paris donde descubra que su mundo era una utopía y que hay cosas más importantes que vivir subyugada a un hito que quizás ni siquiera es real.

Cita: “No me interesa lo que se escriba sobre mí siempre y cuando no sea verdad“.


Vivir de una estrella


Si hace 25 años me hubieran dicho que podría disfrutar de cosas tan simples como una buena película en el momento que yo lo disponga y desee y no esperando que la den en televisión o de que la caja más famosa de casa esté o no ocupada, no lo hubiera creído.

Soy de la que usa Internet para ver… descargar… pero no por ello dejar de comprar ni cine, ni música, ni series… Poder alcanzar el material que siempre has querido es muy caro, y la vida lo hace más caro aún, ¿y por ello el arte han de tenerlo sólo los privilegiados? En 25 años la vida sigue siendo injusta, de no ser por Internet…

Me encantan los clásicos… y ahora es cuando más tiempo tengo y tendré para poder disfrutar de ellos. las circunstancias te acercan sin querer a estas cosas.

Con la descarga de los clásicos que siempre he querido tener comenzó el dilema de por dónde empezar. Así que he aquí el primero.

Frank Capra en 1944 nos deleitó en el cine con una comedia con Cary Grant de protagonista. Enredos y fiambres con un solterón empedernido que cuando dice el sí quiero y se dispone a comunicárselo a sus encantadoras tías, descubre que tienen un hobbie muy especial: divertida, entretenida… y con un Grant encantador, “Arsénico por Compasión” es uno de los clásicos que hay que ver para saber que el cine es una forma de pasar el tiempo.

El otro clásico sencillamente adorable… “Desayuno con Diamantes“. Chica, Nueva York, triste, solitaria, busca fiestas, vivir y tratar de que ningún hombre la use, sino ser ella quién use a los hombres. Simple, y a la vez una tremenda complegidad en la vida de Holly que busca la felicidad en su pequeño apartamento de la Gran Ciudad acompañada de “gato”, y sus maravillosas extrentricidades. Audrey Hepburn es sencillamente perfecta, aunque mi devoción hacia Monroe siempre esté delante, que rechazó el papel cuando se lo ofrecieron para tratar de cambiar esa imágen de frívola que la perseguía entonces.

La moraleja podría ser “buscar la perfección cuando quizás a tu lado tienes al que necesitas”. Yo miro, lo hago bien… a mi alrededor. Y mientras Holly tiene la suerte de ser guapa, encantadora, inteligente, alocada y saber que con sólo un guiño de ojos puede tener 50$ para el tocador del caballero que desee, las hay que eso, ni en sueños. O bueno, sólo en sueños.

En mi vida se aplicaría aquello que dice el propio Paul aquel “Ya lo sabías Holly, lo sabías… y no lo quisiste ver”. Cierto, lo sabía.

Del Blog aprendizdeperiodista2.spaces.live.com/blog/cn...

Del Blog "aprendizdeperiodista2.spaces.live.com/blog/cn..."

Soñando con Tiffanys de la 5ª Avenida, con tener aquello que otros tienen siendo algo simple y sencillo y que todos esperan en la vida. En cierta forma, me siento como si contemplara la vida pegada la cara a un escaparate, sabiendo que no podrás alcanzarlo. Y sin necesidad de tener el teléfono en una maleta para que suene menos, o guardar el perfume en el buzón.

Cita: Querer… no es siempre poder…